En 1999 el presidente ruso prometió a los combatientes locales brindar con ellos cuando los terroristas, que habían invadido la república, fueran derrotados.

El presidente ruso, Vladímir Putin, se ha tomado un vodka con las autodefensas de la república de Daguestán como símbolo de la victoria sobre los terroristas que invadieron esta república rusa del Cáucaso Norte en agosto y septiembre de 1999.

Entonces, Putin visitó la zona para dar las gracias a los residentes que antes de que llegaran las fuerzas federales se enfrentaron a los terroristas y ayudaron al Estado ruso a mantener la integridad de su territorio.

En una reunión con los combatientes locales Putin, quien entonces era primer ministro, no quiso probar un pequeño vaso de vodka al decir que se lo tomaría cuando los terroristas fuesen derrotados.

Este junio, durante la ‘Línea directa‘ con el presidente Putin uno de los miembros de las autodefensas de Daguestán recordó al mandatario su promesa de brindar con ellos una vez acabara con los terroristas. Este jueves, el jefe del Estado ruso acudió a Daguestán con motivo del 20.º aniversario de la victoria sobre los terroristas. 


Source link

Deja un comentario