Un discurso tejido en torno a diez «retos» para la Comunidad de Madrid con citas a Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes. Isabel Díaz Ayuso trata este martes de concitar todos los intereses con su intervención para ganarse la confianza de la Asamblea de Madrid sin hacer un borrón a la historia del PP en la región y con una advertencia clara a sus socios: «La Comunidad de Madrid espera la solución de los problemas, no la brillantez de nuestros enfrentamientos». 

La candidata del PP trata de sacudirse de las sombras que la rodean con un discurso con medidas concretas de Gobierno atravesadas por las exigencias de Vox. Su plan de Gobierno se basará en tres pilares: «libertad, bajada de impuestos y eficacia en los servicios públicos». Y tomará como prioridad hacer posible «la mayor bajada de impuestos de la historia» con la rebaja de 0,5 puntos en todos los tramos de IRPF, como ya prometió en la campaña electoral. También para los más ricos. 

Las demandas del partido de extrema derecha condicionarán el Gobierno y Díaz Ayuso ya ha avanzado algunas medidas en la línea de sus exigencias. Como obligar a los colegios que publiquen sus contenidos curriculares y extracurriculares antes de que empiece el periodo de matriculación. El argumento, ha dicho Díaz Ayuso, es favorecer «la transparencia que la sociedad demanda». 

Entre los retos nombrados, el PP ha incluido la «igualdad de la mujer». Los conservadores recuperan el discurso que ya fue polémico en Andalucía por la omisión a la denominación «violencia de género». Isabel Díaz Ayuso tampoco ha pronunciado estas palabras, aunque sí ha aludido al «machismo» como el origen. Pero ha vuelto a asociar el feminismo con el «enfrentamiento». «Enfrentar a hombres y mujeres es insensato. Lucharé contra el machismo y cualquier discriminación, pero no contra los hombres», ha afirmado.

«El Partido Popular presenta hoy a una mujer como candidata a la Presidencia de la Comunidad de Madrid. Es la tercera vez consecutiva: ninguno de los partidos que enarbolan la bandera del feminismo lo ha hecho nunca», ha añadido. Pese a que uno de los retos que asume es el de la «diversidad integradora», la candidata no ha hecho ninguna mención al colectivo LGTBI, foco de los ataques de Vox. 

Las polémicas de estas últimas semanas no son ajenas a Díaz Ayuso ni tampoco a su discurso. Tras desmarcarse de ellas, la candidata ha citado a las expresidentas Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes en su discurso haciendo suyas palabras que ellas pronunciaron antes desde esa misma tribuna. También ha mencionado a Joaquín Leguina y a Alberto Ruiz Gallardón como sus predecesores. El único excluido de la lista es el imputado Ignacio González. 

«Hago mías las palabras de Esperanza Aguirre en 2003 en esta Cámara: para seguir impulsando el crecimiento de Madrid se necesita la colaboración de todos los sectores para trabajar juntos por Madrid», ha dicho la candidata. El mismo esquema ha seguido con Cifuentes. «Cito a la presidenta Cristina Cifuentes: los resultados electorales nos han dicho que es imprescindible buscar acuerdos. Gobernar es pactar». 

La mayor novedad de esta legislatura, el Gobierno de coalición, también ha atravesado el discurso, en el que Díaz Ayuso ha avisado a Ignacio Aguado, el vicepresidente, y todo el arco parlamentario de Ciudadanos, de que «el esfuerzo común de todo el Gobierno» es lo que «nos provea de éxito» en una llamada a la lealtad entre socios que se ha puesto en entredicho en las últimas semanas y que una buena parte del PP teme. «No serán las consejerías departamentos estancos», ha añadido. 


Source link

Deja un comentario